domingo, 3 de febrero de 2008

Incómodamente Despierto

Hace poco llegué, son las 10:42 am y luego de dos botellas de ron, una botella de vino y muchísimos cigarros cualquiera pensaría que debería estar tirado sobre la cama casi inconciente y con dolor de cabeza.... pues no es así, no sé por qué. No es que no tenga sueño, quiero dormir, pero no sé por qué no consigo consiliar el sueño. Estoy pensando varias cosas, nada relevante, no pretendo cambiar el mundo ni mucho menos, los temas que me convocan son bastante más terrenales y hasta egoístas (si se quiere), por ejemplo planeo un supuesto viaje a Buenos Aires a ver a un amigo (con todos los impedimentos económicos que esto acarrea, considérese que soy un humilde estudiante), planeo la juerga de esta noche, me pregunto por qué no puedo dormir y, en este momento, hablo con una amiga que vive en España (¡¡¡benditas las 4 horas de diferencia!!!).

Estoy incómodo. Creo que la pulsión por la autodestrucción está más fuerte que nunca. Fumo y fumo, como si no hubiese fumado lo suficiente, tal vez el café que me tomé en la casa de mi amigo fue mala idea... tengo náuseas.

Conversación surrealista con mi amiga al otro lado del charco, ahora se desconecta porque va a comer... y yo sin dormir.

¿Por qué el vecino se levanta a esta hora un día domingo?, ¿yo estaré mal o ponerse a taladrar a las 10 am un domingo de Febrero es "anormal"?.

Me duele el cuello... divago en pensamientos inútiles, ya son las 10:57, miro la pantalla y no sé por qué escribo lo que pienso.

Hoy me preguntaba por qué escribo en un blog, ¿a alguien le interesa lo que pueda decir un NN que vive en Chile?, el mapa y contador de visitas dice que sí, en realidad dice un "tal vez sí", porque quienes llegan a este lugar no necesariamente leen, quizás llegan por casualidad, accidente o quien sabe por qué.

Mi madre se levanta, probablemente entrará a mi pieza y me preguntará por qué no duermo, le contestaré un "nada, no tengo sueño", cerrará la puerta y seguiré con mis divagaciones.

Decía que no sé por qué escribo, probablemente por la necesidad de desahogarme, tal vez por la necesidad de ser escuchado y atendido, quizás por la necesidad de reconocimiento... ¿no es esa la razón por la que ponemos un mapa y contador de visitantes, así como es la razón por la que aceptamos y contestamos los comentarios que hacen a estos a veces inútiles escritos?.

Pienso en lo inútil que me siento en vacaciones, no hago nada más que fumar, salir, dormir y comer. Es extraña la necesidad de actividad que provoca la inactividad. Cierto es que podría trabajar en alguna cosa, pero la verdad es que para "niñito de Santa Isabel" estoy harto viejo... no lo digo con afán de desmerecer la labor que realizan las personas con tan digno trabajo, más bien lo digo porque mis aspiraciones, capacidades e inquietudes no calzan con aquello, no digo que sea más o menos de lo que yo puedo hacer, si no que solamente no calzan. Para promotor tampoco estoy, se entenderá que lejos estoy de ser Mr. Mundo, pero tampoco es algo que me inquiete o quite el sueño... lo que me quita el sueño es la esterilidad de mis estivales días.

Son las 11:11 y prendo otro cigarro... "Placeres Culpables" reza un afiche colgado en mi pared, ¿coincidencia?.

¿La gente leerá lo que uno escribe con la misma intención y tono con el que uno lo hace?. Que pobre es el lenguaje para expresar las cosas que verdaderamente se quieren decir. Cuando uno habla deja de decir otra cosa, claro está, por lo tanto se deja de decir eso otro que podría decir... las cosas no son lo que creemos que son, las palabras no son las cosas y finalmente nadie es nada porque todo se estructura en base a palabras... la mediación del lenguaje nos caga la vida, pero al mismo tiempo sin lenguaje no hay vida... ¿Lacan donde estás cuando te necesito?.

Anoche me hicieron una singular petición, esta fue: "Explícame el Psicoanálisis". Ante semejante combinación de palabras me quedé pensando "¿Por dónde cresta empiezo?". ¿Cómo explicar una teoría de tal magnitud a una persona que con suerte sabe quien es Freud?. ¿Por qué la gente pide tales cosas?. Que no se entienda de forma equivocada, la petición no me molestó, lo que me molestó fue el no poder (tal vez no querer) simplificar la teoría a un "hágalo usted mismo" o un "entiéndalo en cinco minutos", así que mi respuesta fue: "Lee 'El placer de leer a Freud' de Nasio, parte con eso, después hablamos", ¿pesado?, no sé, le traté de simplificar la vida lo más posible (ese libro es a prueba de tarados), tal vez llega un momento en que me molesta que el 90% del mundo ande por la vida creyéndose psicólogo porque alguna vez leyó, escuchó o intuyó algo vagamente relacionado con la psicología, o que se crean "profesionales de la salud mental" por el simple hecho de ser personas y haber resuelto uno que otro problema... yo tengo cuerpo, me he sanado de un par de cosas, pero no por eso ando por la vida creyéndome médico.

Son las 11:33 y he divagado mucho por hoy, a quien lea y quiera criticar, halagar o simplemente comentar, pues bienvenido sea.

No hay comentarios: